La narrativa de una fotografía, la imagen de una historia…

La narrativa de una fotografía, la imagen de una historia…

Instagram puede ser una madriguera sin fondo, uno de esos lugares en los que sabes cuando entras pero no tienes ni idea de si podrás (o querrás salir). Hasta aquí tú eliges si eso es bueno, o no. Pero Instagram es, también, un lugar fantástico para descubrir a artistas que tienen una mirada diferente a la habitual y que la saben plasmar como nadie en sus imágenes. Es el caso, claro, del artista de hoy en Phusions, es el caso del cineasta y director de arte, Tobi Schnorpeil.

Sus fotografías, a medio camino entre el diario de viaje y el retrato paisajista, tienen un halo melancólico, fantástico, como si estuvieras a punto de descubrir el principio de una película, o tal vez el final. No sé. Juzga por ti mismo…

A %d blogueros les gusta esto: